Las Crónicas de Narnia: el Príncipe Caspian

El fin de semana pasado me lancé al cine a ver El Principe Caspian.

La verdad, no sé si lo que vi fue algo muy bueno o muy malo, pero definitivamente me gustó. Quiero decir, es muy distinta a la primera película en casi todos los sentidos. El León, la Bruja y el Ropero es espectacularmente épica, con unas imágenes que hacen morirse de envidia a los planos de helicóptero de El Señor de los Anillos, con personajes tiernos y absolutamente adorables y una villana que no puede ser mejor.

En cambio, esta segunda parte se toma mucho menos en serio a sí misma. Como prueba, ninguna película había sido capaz de verse como si parodiara a Shrek (que en el libro sale el ratón espadachín, así que viene a ser previo al Gato con Botas, pero aún así suena a gritos a parodia de Shrek).

Entre las muchas cosas que me gustaron, destacaría tal vez la evolución del personaje de Peter. Tiene toda la lógica del mundo que, después de haber sido Rey Supremo de Narnia por quince años (según la cronología de los libros, al menos) tuviera problemas para manejar el volver a ser un chico común y corriente, y que el volver  a Narnia se le subiera a la cabeza. Aunque extrané un poco a Sweet! Peter,  el personaje tiene mucha fuerza (y el OWNED de cuando la bruja lo hechiza no tiene precio) y William Moseley es lo bastante adorable como para que no pueda odiar a Peter haga lo que haga. Me habría encantado oírlo decir que metió la pata, pero con que su actitud lo dijera me conformo.

Ahora, las cosas que no es que no me hayan gustado (porque no hubo nada que no me gustara, propiamente) pero que agradecería que no vinieran en la próxima entrega:

a) Lucy como personaje privilegiado. Creo que esto definitivamente va a suceder de nuevo, si entendí bien lo que dice la wikipedia sobre los libros, pero aún así, agradecería que lo suavizaran un poco. En la primera película es Lucy quien descubre a Narnia, quien lleva a los demás, etc. Y en la segunda, es la única que ve a Aslan al principio y etcétera.

Segundo, y mucho más importante:

b) Los deus ex machina. La solución mágica cuando todo está perdido, que en la primera película son las criaturas de piedra, y Aslan comiéndose a la bruja cuando estaba escrito que los chicos eran quien iba a vencerla, y en la segunda son los ents… digo, los árboles, y el monstruo de agua que rompe el puente. De verdad, habría amado a los productores si hubieran puesto un puente colgante y a Lucy, con su microdaga que no sé ni para qué la desenfundó, usándola para cortar las cuerdas del puente.

En resumen, positiva. Pero, como dije, de un modo muy muy muy distinto a la primera película. Espero que vuelvan a sorprenderme con algo en la tercera entrega.

(Dentro de un rato dobleteo post, que hay una campaña que lo amerita)

Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: